Lo Que Te Perdiste

Peruano Carlos Cacho quiso suicidarse en prisión

Carlos Cacho/El Comercio

Luego de haber pasado casi un año tras las rejas por haber atropellado a un transeúnte, el maquillista de las estrellas del Perú, Carlos Cacho, recuperó hace unos días su libertad, pero confesó que vivió momentos difíciles en prisión.

Tras recuperar su libertad, el consetido de las estrellas dijo en diálogo con el programa peruano de televisión "Abre los ojos" que lo más complicado fue sentir la soledad y no tener el mismo derecho de visitas conyugales que el resto de los reclusos.

"Adentro yo extrañaba una caricia, un beso. Felizmente tenemos capacidad de autosatisfacernos porque si no me hubiera apuñalado tantas veces", comentó el también conductor de televisión, quien en varios momentos pensó en quitarse la vida, mientras la gente del penal lo único que le recomendaban era rezar.

"Me avergonzaba ir a rezar, pero no porque no sea devoto sino porque estaba fregado. Yo decía: 'me siento ridículo, patético, falso y no quiero serlo. No quería que me mandaran a rezar 10 Avemarías. Yo necesitaba tener sexo, y un sexo con hombres. Fue difícil".

El peruano, quien indemnizó al hombre que resultó herido en el accidente que causó por efectos del alcohol, comentó además que por ahora no regresará a la televisión delante de las cámaras, sino que trabajará como encargado de diseño e imagen de los personajes de la telenovela "Mi amor, el Guachimán".

Cargando...